Europa

El partido gobernante de Armenia gana las elecciones, consideradas como una votación sobre el acuerdo de paz

21/06/2021

Escrito por:

El partido gobernante de Armenia gana las elecciones, consideradas como una votación sobre el acuerdo de paz

[ad_1]

MOSCÚ – El partido del primer ministro de Armenia, Nikol Pashinyan, ganó unas elecciones anticipadas durante el fin de semana que también indicaron la aceptación, al menos a regañadientes, por parte de los armenios de un acuerdo de paz negociado el pasado otoño con Azerbaiyán.

Obligado por las pérdidas en el campo de batalla y negociado por el Sr. Pashinyan, el acuerdo sigue siendo profundamente impopular. Puso fin a una guerra de seis semanas por el enclave de Nagorno-Karabaj, una zona de etnia armenia dentro de Azerbaiyán, pero con un elevado coste para la parte armenia. El acuerdo cedió territorio que incluía monasterios centenarios que son una piedra de toque de la identidad nacional armenia.

Inmediatamente después del acuerdo, en noviembre, manifestantes nacionalistas irrumpieron en la oficina de Pashinyan y arrancaron su placa de la puerta. No estaba claro si podría permanecer en el poder para hacer cumplir la paz provisional en el Cáucaso Meridional, una región en la que Turquía y Rusia compiten por la influencia.

Pero los resultados electorales anunciados el lunes mostraron que los votantes armenios estaban aparentemente dispuestos a aceptar el acuerdo del Sr. Pashinyan, y con ello una visión clara de los difíciles retos de seguridad de su país.

Los funcionarios electorales dijeron que el partido del Sr. Pashinyan, Contrato Civil, había obtenido el 53,9% de los votos. El Sr. Pashinyan celebró la victoria como un «mandato de acero» de los votantes. En un discurso por vídeo, dijo que «restauraría la consolidación social y nacional» después de la guerra.

Un bloque de partidos encabezado por un ex presidente, Robert Kocharyan, quedó en segundo lugar con el 21% de los votos. El Sr. Kocharyan dijo el lunes que los resultados estaban viciados por el fraude.

El Sr. Kocharyan y otros candidatos de la oposición habían criticado el acuerdo de paz y habían sugerido que podrían renegociar el acuerdo mediado por Rusia mediante una diplomacia más enérgica.

Pero esta línea de crítica, basada en gran medida en la ilusión de que Azerbaiyán, Turquía y Rusia podrían aceptar cambios, no tuvo eco entre los votantes, dijo Richard Giragosian, director del Centro de Estudios Regionales, un grupo de investigación de Ereván.

El Sr. Kocharyan y otros candidatos de la oposición no habían sugerido la derogación del acuerdo y no criticaron directamente el papel de Rusia en las negociaciones o el despliegue de tropas de mantenimiento de la paz en Nagorno-Karabaj.

La reticencia a criticar el papel de Rusia también puso de manifiesto la creciente influencia de Moscú en la política armenia. Ningún candidato se opuso abiertamente a la presencia militar rusa en la región.

«El resultado neto de la guerra para Armenia significa que Armenia está en la órbita rusa cada vez más firmemente», dijo Giragosian. «Los políticos armenios, en general, son pro-rusos».

Otros factores de la política armenia también ayudaron al Sr. Pashinyan: la oposición estaba dividida por luchas internas y las políticas internas del Sr. Pashinyan de luchar contra la corrupción y centrarse en la construcción de carreteras y el desarrollo rural siguen siendo populares, según las encuestas de opinión. Las encuestas sugieren que los armenios están más centrados en las cuestiones económicas que en los territorios perdidos.

En los combates del pasado otoño, Azerbaiyán capturó distritos que había perdido en un conflicto durante la desintegración de la Unión Soviética hace tres décadas. El papel de Turquía fue fundamental, ya que suministró aviones no tripulados y otro tipo de ayuda, e inclinó la balanza en contra de Armenia.

La intervención turca también suscitó la preocupación de una guerra más amplia en la región del sur del Cáucaso que podría atraer a Turquía y Rusia, ya que Moscú tiene un pacto de defensa con Armenia.

El acuerdo puso fin a los combates, pero también supuso una mayor presencia militar rusa en el Cáucaso Meridional, una región de montañas y múltiples grupos étnicos que ha sido una intersección de la influencia turca y rusa durante siglos. Dejó a las tropas rusas de mantenimiento de la paz en el control de facto de Nagorno-Karabaj, enfrentándose a las tropas de Azerbaiyán, respaldadas por Turquía, en una línea de control inestable donde terminaron los combates.

Rubén Molina (Málaga, España, 3 de septiembre de 1983) es periodista y escritor español que en la actualidad ocupa el cargo de adjunto a la dirección del diario LibreRed.